Flexion y extension de la columna vertebral

Ejercicios de flexión y extensión de la columna vertebral

Los objetivos de este estudio eran evaluar el perfil de movimiento de la columna lumbar en diferentes géneros y grupos de edad y valorar sus diferencias. RESUMEN DE LOS DATOS DE LOS ANTECEDENTES: El método de análisis de los movimientos dinámicos de flexión-extensión de la columna vertebral ha sido desarrollado y validado. Sin embargo, no se ha establecido el perfil de datos de los movimientos de la columna vertebral de voluntarios sanos. MÉTODOS: Se reclutó a un total de 100 voluntarios sanos, incluidos 50 hombres y 50 mujeres. Se dividieron en cuatro grupos iguales, siguiendo sus rangos de edad de 21 a 30 años, 31 a 40 años, 41 a 50 años y 51 años o más. El movimiento de flexión-extensión lumbar se evaluó con un electrogoniómetro y una videofluoroscopia simultáneamente. Se capturaron imágenes radiológicas de la columna lumbar durante la flexión-extensión en intervalos de 10 grados. Se calculó la flexión-extensión intervertebral (IVFE) de cada nivel vertebral. Se comparó el movimiento de la columna vertebral de los distintos géneros segmento por segmento con una prueba t independiente. El movimiento vertebral de los diferentes grupos de edad se comparó con un análisis de varianza de una vía.

Qué causa la flexión y extensión lateral de la columna vertebral durante la contracción concéntrica

La columna vertebral tiene que cumplir muchas funciones. Tiene que soportar el peso, proporcionar estabilidad y apoyo, actuar como amortiguador, proteger la médula espinal y permitir el movimiento. La columna vertebral posee tres tipos de articulaciones:
Varios ligamentos mantienen unidas las vértebras para que la columna sea más estable. Los movimientos posibles en la columna vertebral son la flexión, la extensión, la flexión lateral y la rotación. La combinación de flexión, flexión lateral e hiperextensión da lugar a la circunducción. El movimiento no es uniforme en toda la columna vertebral:
La extensión (o hiperextensión) del tronco está causada por los músculos de la espalda que rodean la columna vertebral. Estos músculos profundos de la espalda forman una amplia y gruesa columna que se extiende desde el sacro hasta el cráneo. El mayor de estos músculos es el erector espinal. Los orígenes e inserciones de los distintos músculos profundos de la espalda se superponen ampliamente, y cuando se contraen, regiones enteras de la columna vertebral pueden moverse simultáneamente (provocando extensión o hiperextensión). Cuando estos músculos se contraen en un solo lado de la columna vertebral, se produce una flexión lateral. Cuando se produce la flexión lateral, hay cierto grado de rotación de la columna vertebral.

Flexión y extensión de la columna lumbar

Se calcula que entre una cuarta parte y la mitad de los pacientes tratados en las clínicas de fisioterapia padecen dolor lumbar. El objetivo de este estudio fue comparar los efectos de los ejercicios de flexión (Grupo I) y extensión (Grupo II) de la columna vertebral sobre la gravedad del dolor lumbar y la movilidad de la columna toracolumbar en pacientes con dolor lumbar mecánico crónico. Ambos grupos presentaron un dolor lumbar significativamente menor después del tratamiento (p. inferior a 0,10). Sin embargo, no hubo diferencias significativas entre los ejercicios de flexión y extensión de la columna vertebral en cuanto a la reducción de la gravedad del dolor lumbar. Los resultados indicaron una diferencia significativa entre los grupos en cuanto al aumento de la movilidad sagital (P inferior a 0,10). Los resultados no indicaron ninguna diferencia significativa entre los grupos y dentro de ellos en el aumento de la movilidad coronal y transversal de la columna toracolumbar. Tanto los ejercicios de flexión como los de extensión de la columna vertebral pueden utilizarse para reducir la gravedad del dolor lumbar mecánico crónico, pero los ejercicios de flexión tienen una ventaja en el aumento de la movilidad sagital en un período de tiempo breve.

Flexión de la columna vertebral

Los músculos se denominan según su forma, su ubicación o una combinación de ellas. Además, se clasifican según su función, como la flexión, la extensión o la rotación. Los músculos y los ligamentos trabajan juntos para sostener la columna vertebral, mantenerla erguida y controlar el movimiento durante el descanso y la actividad.
El músculo esquelético tiene un aspecto estriado (rayado). Está inervado, está bajo control voluntario y tiene la tasa de contracción más rápida de todos los músculos. Antes de que un músculo se contraiga, un impulso nervioso se origina en el cerebro y viaja por la médula espinal hasta el músculo.
Se necesita energía para que el músculo se contraiga (trabaje). Las mitocondrias (a nivel celular) producen ATP (trifosfato de adenosina), una sustancia química que las células necesitan para obtener energía. El ATP se produce cuando las mitocondrias queman glucosa (azúcar). Los vasos sanguíneos suministran el oxígeno y los nutrientes que las mitocondrias necesitan para proporcionar un suministro constante de ATP.
La fascia es un tejido conectivo engrosado que envuelve un músculo o un grupo de músculos. La fascia superficial se encuentra directamente bajo la piel. El epimisio es la fascia más cercana al músculo. El perimisio divide el músculo en facies, es decir, en fibras musculares. El endomisio es otro tipo de tejido conectivo que recubre cada fibra muscular.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad